lunes, noviembre 06, 2006

Te lo advertí... nunca cambian

Hace muchos años mi amiga Mónica y su novio tuvieron una de esas crisis horribles de pareja y decidieron dejarlo.

Yo, que no soportaba al novio de mi amiga ni en pintura, cuando ella me dijo "lo odio, no volveré con él jamás", cometí el error de creérmelo.

Y como lo de morderme la lengua nunca ha sido una de mis costumbres, le solté sin el menor filtro mental todo lo que pensaba de su novio. Machista, prepotente, animal, cateto o retrógrado fueron algunas de las perlas que salieron por mi boca justo el día anterior a que ella decidiera perdonarle y volver con él.

- Te aseguro que ha cambiado.

- Nunca cambian.

Desde ese momento mi amiga y yo no volvimos a hablar de su novio nunca más.

Siempre he sabido que mi capacidad de convicción era nula, pero a veces pienso que no, que convenzo, pero de todo lo contrario a lo que pretendo.

Y al año siguiente me tocó ir de boda...

Desde entonces a mi amiga la veo muy poco pero seguimos en contacto.

El otro día mi amiga dio a luz y fui a verla a su casa. Como todavía estaba convaleciente del parto le ayudé a hacer la comida y a poner la mesa mientras esperábamos a que su maridito llegase a casa.

Mi amiga se esforzó porque la comida fuera lo más amena posible y tanto su marido como yo, evitamos tocar temas peliagudos que pudieran dar lugar a cualquier tipo de discusión o desavenencia.

Cuando terminamos de comer mi amiga no se encontraba muy bien y me levanté a recoger la mesa mientras su marido veía el telediario.

Cuando estaba en la cocina e iba a empezar a fregar todo lo que había por allí, el marido de mi amiga a grito pelado me dijo:

- Reich, ¡no friegues mujer, que ya va todo al lavavajillas!

De repente, mi amiga se gira, mira a su marido y con voz avergonzada le dice:

- Cariño, no tenemos lavavajillas.

- Ah... vaya.

Terminé de fregar, me puse el abrigo y me despedí de mi amiga...

- Te lo advertí... nunca cambian.

30 comentarios:

HSolo dijo...

Sarna con gusto...

Una vez leí que, al encontrar pareja, la mujer quisiera que el hombre cambiase ciertos aspectos, y el hombre en que la mujer no cambiase nunca... en ambos casos, están equivocados, claro.

Ah! yo tampoco tengo lavavajillas pero sí tengo platos... te los dejo?

Besos

Joe dijo...

Pa mear y no echar gota. Vamos, que parece increíble. Seguro que es de los que bajan la basura una vez a la semana y luego dicen que ayudan a su mujer en casa. Que esa es otra, "ayudar", como si el trabajo de la casa fuera de ella por ley.

Desgraciadamente a muchos nos sale la vena machista en estos casos, incluso aunque sea inconscientemente y no lo queramos. Y no me estoy justificando, pero pienso que es cuestión de lo que nos enseñan desde pequeños y vemos en nuestra casa. Y eliminar eso es un trabajo de generaciones, no de días.

Seguiremos trabajando en ello.

Saludos.

Mandril dijo...

Jeje la historia tiene tela... por cierto es una faena cuando un amigo/a tuyo corta con su pareja, tú sufres por tu amigo que se ha quedado destrozado, se te calienta la boca un pelín demasiao, pones a parir a su ex... y vuelven al día siguiente... yo también me he visto en esa situación más de una vez.



Un besazo fuerte Reich!!!

Zarem dijo...

No, no cambian... lo peor es que a veces sigues soñando con que si... y cuando decides romper con todo... bueno, que empiezo con mi historia... jeje. Lo dicho..NO CAMBIAN. Besitos..(no se trata de convencer o no... cada uno tiene que verlo por si mismo, y ser valiente, a veces cuesta).

Marguerite dijo...

Reichi guapa, estas cosas me recuerdan por qué estoy sin pareja y buscando mi hombre normal, quiero decir Ideal ;)
besos

Cabeza Mechero dijo...

Reichhhhhhhhh! ¿Cómo se te ocurre fregar los platos? Cuando uno va de invitao los platos los friegan los amfitriones, tengan lavavajillas o no. Claro, lo hiciste para que tu amiga que se encontraba mal no tuviera que comerse el marrón, pues con maromos de estos que no saben ni poner la lavadora el mundo está apañao. Yo quiero una mujer como tu amiga, que me permita rascarme los huevos en casa todo el día... si es que estamos apañaos.

K010T dijo...

Mi duda es: ¿seguro que tu amiga el día que decidio volver, pensaba que el susodicho había cambiado?. Lo dudo. Yo creo que hay gente que hace del "Mas vale malo conocido..." su "live motive" particular, renunciando asi a mayores cotas de felicidad.

Amaranta dijo...

Supongo que aquí lo importante es que sepamos con quien compartimos la vida, las personas no cambiamos y de eso hay que ser conscientes. Lo importante es que a ella le compense lo bueno que tenga de tal forma que lo malo sea un coste mínimo para disfrutar de los aspectos que sí le gustan.

TitoBeno dijo...

Una nueva versión de:

"¿lo ves?, te lo dije"

Frase clásica donde las haya. Odiosa para quien la escucha y extrañamente satisfactoria para quien la dice.

Anónimo dijo...

¡Que post más triste!. Algún día se dará cuenta de lo que se pierde.
No todos somos así... algunos mentimos mejor ;-)

Anónimo dijo...

A veces pienso que nos lo merecemos, por bobas.

Chosen One dijo...

hombre, lo de no saber ni si tienes lavavajillas es de psicologo!!... ese si que se ponerle!! jajaja he ganado algun punto?? :PP

Un beso guapisima!!

DANI dijo...

Jooooooooooooooderr!!! pero bueno yo soy de los que pienso que la culpa de que estos elementos sobrevivan es de mujeres como ella.

Así que te voy a contar un conversación que tuve con mi sobrina de 7 años un día que se quedó a comer en casa:

Me levanto a recoger la mesa y me pongo a fregar la sartén (solo eso, porque yo si que tengo lavaplatos je je)

Sobrina: Qué haces??
Dani: (yo todo simpatía)Pues lavar la sarten, porque sino luego se queda todo pegado y no sale.
Sobrina: Pero eso no lo tiene que hacer Marta??
Dani: ¿?

Ya ves en todas partes cuecen habas

Moraleja A dios pongo por testigo que haré todo lo que esté en mis manos para que Gabi no sea asi!!!

Ala vaya rollo te he "cascao"

un besazo de mi preciosidad

* SARA * dijo...

uaaa! Q post mas genial!
Me encanta como escribes ^^

Lo de q nunca cambian esta mas q comprobado.
El problema es q solo somos capaces de decirlo desde un punto de vista objetivo... como estes implicada en el tema... la has cagado! Incluso intentamos convencernos de q eso q siempre pensabamos no es para EL, El es diferente, El es especial, EL... bua, xorradas.

NUNCA CAMBIAN

abeja-maya dijo...

Cuanta verdad en tan pocas lineas. Y por mucho que digan y digan y digan que cambian NO LO HARAN.

Un besazo.

yahoraquebonita dijo...

Resumes en 1 solo post 2 grandes problemas del matrimonio, el lavavajillas y la cegera cronica

lineasdesordenadas dijo...

Ya te digo, es difícil que cambien, pero siempre queda una pequeña esperanza no?jajaja besos!

FiFi dijo...

Desde luego que el que es un energúmeno lo seguirá siendo para los restos...

Pero vamos, estoy de acuerdo con alguien de por ahí arriba: ella sabía que no había cambiado pero se ha conformado...

Por eso no tengo novio!! :-P

Baltasar Aceno dijo...

Muy bueno... eso es prestar atención!

Beso

Una Vida Mas dijo...

Qué mal rollo cuando a una no le encaja el novio o la novia de un buen amigo... pufff se hace super dificil, más cuando uno odia fingir y lo que le apetece es decir las cosas en mayúsculas.
Pero creo que a muchos nos ha pasado lo que describes, esa metedura de pata es muy común... la vida da muchas vueltas, y siempre hay que saber guardarse uno las espaldas ;-)
Y vaya tela, menudo trago tiene el chaval, ¿no?

Afrodita dijo...

Cierto, nunca cambian! Y las tías como tu amiga, tampoco! Hay tías, q aunque su chico sea el más machista, el más energúmeno..., ellas no lo ven... Solo ven un tío q es su pareja, y con tener pareja, ya tienen suficiente!
Besotes

Elena dijo...

Pues claro que tiene lavavajillas.. el lavavajillas es ella.. y además, no gasta electricidad ni hay que pagar plazos al mediamark..

Maik! dijo...

Ni ellos ni ellas. A algunas les va la marcha...

Surlaw dijo...

Jajaja. Bueno, la escena es pintoresca, pero tampoco mencionas si te pareció que tu amiga era feliz. Eso es lo verdaderamente importante, digo yo.

meditada dijo...

¿Pero ese hombre ha entrado alguna vez en la cocina? me parece fuertísimo que no sepa ni que no tiene lavavajillas... y eso que el suelo de la cocina no quema. En fins...

Missing dijo...

Los casos que conozco similares (y conozco varios) se resumen en una idea: miedo a la soledad.
Incomprensible, lo sé.
Besos.

HERACLITORIS dijo...

Tiene la belleza de su propia sencillez. Felicidades...

Luis dijo...

Mu fuerte lo del maridito de tu amiga!! pero más grave es que tu amiga se lo permita!!

Un beso enorme

Jose dijo...

jajajaja...realmente es que el marido te apoda "lavavajillas"

Lautreamont dijo...

Jajajajajaja. Es que hay cada uno por ahí. :o]

De todos modos, la culpa es vuestra (no me refiero a ti en concreto) por conformaros con tan poco. Sé que hay muchos hombres que merecen mucho la pena. Buena gente, nada machistas y encima guapos. ¿Que cómo es que no tienen novia? Quizás porque no han tenido el mismo arrojo que han tenido catetos como del que hablas aquí. Lo que nunca entenderé es por qué los más capullos (y ni siquiera tiene que ver con ser guapo o no) tienen más éxito con las mujeres. Podría pensar que os va la marcha, pero no soy tan estúpido. Tiene que ser otra cosa, algo que desconozco y que reconozco no querer conocer.

Por cierto, cuando hablo de buenos tíos no me refiero a mi, sino a muchos que conozco. Esta es mi más sincera opinión.

Saludos y no desesperéis.
David